¡Calabazas hasta en la decoración!