Marcela Mar: curvas como olas