Cerveza, una buena compañera de mesa