Inicio / Actualidad y Entretenimiento /

¿Cuándo fue la última vez que fuiste feliz mujer?

La felicidad es una de las condiciones humanas que persiguen tanto mujeres como hombres, sin embarg

bloggerautor
Por: Margot Guiovana Fuentes Barbosa Jueves 05.02.2015 / 02:17 pm

La mayoría de los seres humanos viven en una constante búsqueda de la felicidad,  pero algunos creen que no la alcanzarán hasta que adquieran la casa, el carro,  los amigos, el trabajo, la novia(o) la  figura esbelta, el viaje, la fama,  se ganen la lotería, el reconocimiento, la aprobación de los demás, el cargo deseado en fin…

 La gente siente miedo a la posibilidad de ser feliz, pensando que está condición tiene un costo y que este precio es muy elevado ya que las sombras reinarán a donde quieran que vaya.  Así que nunca serán felices.  Bueno en realidad, cuando un individuo piensa que será infeliz, pues lo será.  No tiene nada más que hacer que pensarlo y sentirlo y concentrarse  en ello, y lo verá reflejado en su vida. 

Según investigaciones las personas tienen miedo a la felicidad  o a la posibilidad de lograrla porque piensan que es un estado inalcanzable, basados en el paradigma de que lograrlo no es fácil, porque alguna situación negativa podría suceder si se toca el cielo con los pies adheridos a la tierra.    Pero el miedo, no está relacionado con la felicidad, sino con el dolor. Esto tal vez sucede porque el dolor y la alegría no se sintonizan bajo un mismo escenario, en este caso el corazón.  

Existe una tendencia al sufrimiento, que ha sido heredada de generación en generación y que forma parte del paisaje, como los árboles, el viento, el agua, como si fuera de lo más natural etc...  ¿Pero qué obtenemos con el sufrimiento?.  ¿Será que es un negocio?.

Con los años he observado que para las personas es más fácil hablar de las tragedias, las crisis, lo negativo, de lo difícil que es todo.  Pero cuando se trata de la felicidad, es más complejo.  En una sesión de coaching recuerdo que le pregunté a una cliente ¿Cuál ha sido su momento más feliz?.   Me respondió, yo no he tenido momentos felices.   He sufrido mucho.  Es una mujer guapa de ojos claros, tiene dos bellos hijos, es talentosa, es buena profesional, solo que no se había dado cuenta de que había copiado el modelo de víctima. ¿De quién lo adoptó? Ni bueno, ni malo.  Transformó su conversación y asumió desde su grandeza la responsabilidad de la vida.      

El poder del ahora.

Tal vez, por la memoria de la humanidad durante siglos nos hemos acostumbrado a evocar el pasado y  preocuparnos por el futuro. A reproducir las imágenes de las heridas.  Dejando de vivir el presente, así como el agua se escurre entre los dedos.  Así que al vivir en el momento presente no queda lugar para pensar sobre el pasado y tampoco tiempo para angustiarnos por el futuro. Todo lo que tenemos es el presente, ahí habita ese mágico poder.    Todos los recuerdos están formados de momentos.  La felicidad no se encuentra en años, en meses, en semanas o días, sino en el momento presente.          

Unos, viven sus vidas en una tranquila desesperación.  A veces como autómatas.  Se levantan, toman una ducha, corren para tomar el transporte, están siempre afanados por algo y tal vez no se dan cuenta.  Solo se han subido en el tren de la ansiedad y el estrés sin siquiera haber sido conscientes de que se “encaramaron” en ese vagón   Lo viví en el pasado.   Lo he descubierto en otros.  Siempre están de prisa. No hay tiempo para apreciar las pequeñas cosas de la vida.       

Hay personas que han perdido la razón para vivir. Tienen el alma fragmentada y no lo saben.   Ni bueno, ni malo.  Carecen de un sentido profundo para vivir.  Muchas, tienen una idea equivocada de la felicidad, esta no se alcanza a través de la autocomplacencia. Sin metas la vida tiene poco significado.   La ausencia de propósitos hace que los seres humanos se enfoquen en el dolor, como lo advierten los especialistas.         
 
Algunos saltan de la cama pensando en lo negativo, en los problemas, en las diferencias con su jefe, en lo harto del trabajo, en las preocupaciones del día a día, sin disfrutar de la plenitud del sol, de la lluvia, de los días grises, de la mirada de un niño, de la caricia del viento, de las bendiciones escondidas detrás de una amarga experiencia. De esas situaciones difíciles, en donde a veces creemos que nos vamos a hundir en lo más profundo del pozo.

Tal vez, con los años descubrimos la belleza en aquella circunstancia compleja, en aquel dolor, en aquella herida que hemos trasteado desde nuestra niñez, en la enfermedad, en lo simple. Es entonces cuando nos damos cuenta que no hay necesidad de convertirnos eternamente  en los ‘ropavejeros’ que cargan el bulto a cuestas.

En un instante, se nos olvida  que la vida se hizo para vivirla y que mientras existamos y ocupemos un maravilloso lugar en este universo como los ‘dioses’ del olimpo que ya somos,  la vida, será una aventura con todos sus bemoles.

Eso, solo lo descubrirás, cuando te arriesgues a vivir, asumas el coraje de sanarte, de volver la mirada hacia tu interior, de acariciar tu pasado y de vivir tu presente con conciencia. Así que no es necesario, malgastarla con preocupaciones.   Lo harás cuando te inspires en tus sueños, en tus metas, pues de esto modo encontraras, el sentido de tu vida. La realización de los sueños,  nos infunde una energía poderosa para salir de la cama en las mañanas.  Eso, es lo que transmito con todo mi corazón y mi alma, en cada sesión de coaching, en cada conferencia, en cada taller que dictó, en mis escritos, en mi manera de SER, obviamente siendo hermosamente  imperfecta.   

A veces, se consume la  vida entera buscando la felicidad sin encontrarla nunca, simplemente porque no hemos mirado hacia el lugar adecuado. La felicidad no depende de lo que cambies afuera, salvo que tu cambies adentro.  Todos somos capitanes que navegamos en el mar de la vida. Pero mientras controlemos nuestro timón podremos aprender de las tormentas.   

Todo tiene que ver con la autoestima, el amor propio, la inteligencia emocional, con la conciencia colectiva, la historia de cada habitante del planeta,  esta enlazada con la de otro. Todo depende de la reacción y de la forma como se asuman las circunstancias.   Una  historia cuenta que dos hombres miran tras las rejas, uno ve barro, el otro ve estrellas.  ¿Quién es más feliz, el que ve la botella medio llena o vacía?.

¿Qué historia quieres contar? 

Me considero una mujer privilegiada ya que en el ejercicio profesional como Coach y periodista,  he conocido miles de historias  y todas ellas, incalculables.  Cada ser humano, es especial y tiene una maravillosa historia que contar, una lección para enseñar y un camino para recorrer.   Lo que sucede es que a veces, pensamos que nuestra historia es la más transcendental y es la verdadera. Todas abrazan un precioso aprendizaje.       

En una reciente sesión de coaching, una de las coachees o clientes me dijo, he comprendido  que el secreto de la vida, “está en vivir cada día como si fuera el último”. Tiene 24 años.  Es una joven excepcional.  Sus respuestas y reflexiones durante su proceso de coaching han sido  profundas y sabias.   Veo, su evolución.  Es una chica dulce e inteligente. Esa verdad filosófica, de ‘”vivir cada día como si fuera el último” ha sido la máxima de los grandes maestros espirituales.   

 ¿Por qué la gente es infeliz?

La Master Coach, Susan Seideman, (presidente  de la Escuela Internacional Coaching For Wellness, donde adelantó mi certificación en coaching espiritual), explica que  las personas son infelices porque han enfocado el sentido de la vida, en las cosas externas.  Pero, cuando las obtienen siguen siendo infelices ya que no se han preocupado por crear una relación armónica consigo mismo, que implica amarse y aceptarse tal y como son.   Sino que se concentran en las situaciones que causan dolor, descontento.  

Añade que precisamente "La felicidad es uno de los temas hacia los que más atención ha puesto la ciencia popular moderna. Los hallazgos están apuntando a que existe una correlación directa entre la felicidad y el dinero, la felicidad y la cultura, la felicidad y el producto nacional bruto y la felicidad y el matrimonio. De hecho, de acuerdo con el acuerdo de Be Happy, Robert Holden, la felicidad se ha ganado la atención de políticos, economistas, académicos, profesionales de la salud, líderes religiosos y de negocios”.

Seideman sostiene que “a medida que se realizan más investigaciones respecto al significado de la felicidad, ¿de dónde viene?, ¿cómo se define?, y ¿cómo se manifiesta en nuestras vidas?  se ha evidenciado que esa condición o estado humano (felicidad) está disminuyendo mundialmente.  Por ejemplo, en 1957, un 52% de la población mundial reportaba ser feliz,  en comparación con un 36% de la población actual. Por si esto fuera poco, la depresión y diagnóstico de enfermedades mentales se ha incrementado diez veces. Evidentemente, algo en la naturaleza de nuestra realidad moderna está teniendo un efecto disminuyente en el sentido de calidad de nuestra felicidad”.

Agrega que las personas felices son más productivas y están plenamente sintonizadas con la abundancia. La gente feliz, es más productiva y creativa que las que no lo son.  Viven y aprecian cada instante de la vida, son solidarias, saludables, tranquilas, armónicas, amables, sonrientes. La gente feliz, gana más dinero, la gente que vibra  felicidad se desempeña profesionalmente en lo que le gusta, encuentra fácil su pareja y valora cada experiencia y persona que se cruza en su vida".

¿Qué es la felicidad para ti?   
 Felicidad de acuerdo con su definición etimológica (del latín felicitas, a su vez de felix, "fértil", "fecundo")

 TU COACH: [email protected]

 La pregunta del Coach

 ¿Cuándo se ha sentido feliz?
¿Qué momento recuerda? . 
¿Cuál fue el momento más feliz en su niñez?
¿Eres feliz con tu trabajo?
¿Eres feliz con tu pareja?
¿Eres feliz con lo que tienes?
¿Eres feliz contigo mismo(a)?
¿Qué te hace feliz?
¿Quién o qué te roba la felicidad?    

 El propósito del Coaching es inspirar a los seres humanos a vivir una vida extraordinaria a partir del descubrimiento de su grandeza. Coaching es el arte de hacer preguntas poderosas para generar respuestas poderosas, a través de las cuales el ser humano se autoexplora hasta llegar a su esencia y a partir de allí, comienza su proceso de transformación. Un Coach o entrenador no busca cambiar acciones sino lograr transformaciones.

Taller ‘Mapa de los sueños el sendero de la prosperidad’.
Fecha: Sábado 21 de febrero
Hora: 9 am a 12:30 pm.
Reservas: [email protected]
¿Cuáles son tus propósitos para el 2015?  
¿Qué deseas que suceda este año en tu vida?
¿Qué deseas celebrar el próximo 31 de diciembre?
 !Amate y toma acción!. 
 

¿Conoce más de este tema? ENVÍANOS TU REPORTE

Para poder comentar debes ser un usuario registrado

ENVÍE SU COMENTARIO